Reducción del volumen, treinta libros o la búsqueda del sentido perdido.

El propósito de este escrito no tiene que ver con hacer una crítica a una propuesta determinada, tampoco es una suerte de reclamo acerca de cómo orientar la vida o acometer contra un negocio extendido de manera global aunque, ahora que lo pienso, sí está implícita e intentaré dar cuenta de algunas estrategias que se inoculan y nos contagian en el marco de un sistema que nos mantiene en permanente estado-autómata, y que nos hace parte una vez más del espectáculo y el consumo que protagonizamos a diario.

Texto completo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s