Fuera de juego

Imagen del trabajo "Herzlich willkommen’ (bienvenidos de corazón)" de la artista Cristina Mejías

Sara Valverde

“La nacionalidad se concibe como la cualidad que infunde a una persona el hecho de pertenecer a una comunidad nacional organizada en forma de Estado”, son las primeras líneas del proyecto Apátrida por voluntad propia de Nuria Güell. Un trabajo que rechaza la imposición de una nacionalidad entendida como aquella construcción identitaria vinculada a un país, Estado.De la cual, se puede extraer una larga lista de propiedades que incluye nuestro DNI  como españoles/españolas  y  que se relaciona a cómo se nos piensa, se nos interpreta,  o se nos interpela . Sobre todo cuando unx vive en el exterior donde desde tu apariencia física hasta tu acento hablando el idioma extranjero, te presentan como aquella que ha nacido, pertenece a ese país, tiene esa nacionalidad.

Lo que quizás resulte más curioso es que precisamente esta etiqueta adherida a una bandera ocurre dentro del propio territorio nacional. En plena campaña electoral no son pocxs los que claman el fervor por esa seña de identidad, que además de manera entusiasta no sólo se queda en un apelativo, sino que también se debe a un sentimiento: el orgullo. Un orgullo que debe salir a votar el próximo 28 de abril para demostrar qué ser (españolxs) prevalece como suerte y derecho que te otorga el Estado de manera impuesta.

PAULA-Y-JAVI-265x368
«Herzlich willkommen’ (bienvenidos de corazón)» trabajo de Cristina Mejías.
alejandro-265x368
«Herzlich willkommen’ (bienvenidos de corazón)» trabajo de Cristina Mejías.
silvia-265x368
«Herzlich willkommen’ (bienvenidos de corazón)» trabajo de Cristina Mejías.
lucía-265x368
«Herzlich willkommen’ (bienvenidos de corazón)» trabajo de Cristina Mejías.

Mientras tanto y siendo más que vox populi, el problema del voto rogado en el exterior continua vigente y sin amenaza de caducidad, como una zancadilla a las reglas del juego en el que entonces sí, todxs tenemos el derecho a participar y a decidir. Sin embargo los trámites burocráticos para llegar tan sólo al terreno de juego son cuanto menos farragosos. Lo que ha provocado, suponiendo que siga así esta convocatoria, por parte de los convocadxs una renuncia a la participación electoral, no sin un sentimiento de culpa, tristeza y enfado con unx mismo por no haber agotado todas las posibilidades.

Pero lo que ocurre es este fuera de juego: Dependiendo de si resides desde hace muchos años o no en el extranjero tienes varias opciones para actuar. En el caso de no estar registrado como residente en el exterior o como residente ausente (lo que quiere decir que la estancia no se prevé que se prolongue mucho más), la primera parada desembocan en la embajada o consulado español, que normalmente se encuentra en las grandes ciudades, y con por supuesto un horario de oficina de atención al público de lunes a viernes de 8:30 a 13:00. Lo que es totalmente lícito pero dificulta aún más la disponibilidad para compaginar las obligaciones diarias con las citas burocráticas.

Una vez superado este primer paso de registro y validados todos los datos con el lugar de previa residencia en España, una tiene que esperar a que le envíen la documentación electoral al nuevo domicilio y a partir de entonces reenviar la elección considerada a la correspondiente mesa electoral en España.

Sin embargo, no son pocas las ocasiones en las que la documentación electoral se recibe con un retraso de varios días, inclusive tras la convocatoria electoral. Por lo tanto el debate de los dos millones de personas que respondemos ante esa identidad española otorgada, no es cuanto menos un baladí . Sobre todo, como es bien sabido también, cuando muchxs hemos hecho el viaje  ante circunstancias labores o ante la quimera de un futuro en mejores condiciones porque en el pack nacional de lo impuesto no se incluía.

 

Las imágenes que ilustran este texto pertenecen al  trabajo «»Herzlich willkommen’ (bienvenidos de corazón)»  de la artista Cristina Mejías.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s