La organización del sonido y su identidad dentro del arte contemporáneo: La escucha errante 2018

En el marco de las expresiones del arte contemporáneo, el sonido desempeña un papel fundamental, pues éste es investigado y explorado por diversos músicos y artistas en general.  Actualmente el arte sonoro ha logrado ocupar un lugar importante dentro de la creación artística. Se trata de un género híbrido que para expresarse se desplaza por distintas disciplinas, se emplean materiales, formas y, hoy por hoy, cada vez más avanzados medios tecnológicos. De este modo, como sugiere José Iges, el arte sonoro se establece como una categoría que emerge a principios del siglo xx, pero se desarrolla como tal hasta la segunda mitad de esta centuria, entre los precursores más representativos se pueden mencionar a Pierre Schaeffer, John Cage, R. Murray Schafer, entre otros. (Iges, 2007).

Es el arte en la “la era del sonido”, según José Iges (2016), el inicio de una época en la que se revaloriza estéticamente el entorno acústico, impulsado primero por los futuristas italianos, posteriormente por los rusos y después por los Dada, quienes otorgaron al ruido y al sonido aperiódico un estatuto estético. Posteriormente, en la década de los 80, videoartistas, poetas experimentales, performers, artistas visuales y compositores comenzaron a etiquetarse con el término sound art y Klankusnst en Alemania.

No obstante, como el propio Iges señala, otras iniciativas dieron paso a toda una expansión de disciplinas artísticas que utilizan el sonido como material expresivo y que comenzaron con el cine experimental, con John Cage y la otra forma de escucha, así como en la práctica intermedia en Fluxus. Todo ello, sin olvidar la importancia del nacimiento de la música concreta y la electroacústica en los años cuarenta, la poesía sonora en los años cincuenta, donde se realizan las primeras instalaciones sonoras, o el surgimiento de la ecología sonora en los años setenta que dio paso al paisaje sonoro y a la fonografía. Así mismo, el arte radiofónico o radio arte se convierte en una vertiente fundamental en el desarrollo del arte sonoro (Iges, 2016).

Esta tendencia de trabajar con el sonido y la escucha, tanto en la música contemporánea como en las artes plásticas, continúa su evolución en un sin fin de manifestaciones artísticas, surgiendo con ello nuevos géneros y actitudes. Pero a su vez plantea una serie de cuestionamientos y debates en torno a sus límites o fronteras, es decir, las distinciones o relaciones que hay entre la música experimental, el paisaje sonoro o la plástica, por ejemplo. En definitiva, en todo este recorrido en el trabajo con sonidos hay una clara separación de la música tradicional en la que se experimentan nuevas sonoridades, ya sea a través de instrumentos musicales o utilizando objetos, grabaciones, el propio ambiente o incluso el cuerpo. En este sentido, como propone Cage, desde una nueva visión, el compositor es un organizador de sonidos (Cage, 2002).

Así, observamos que el sonido se convierte en material para la creación, tanto en el ámbito de la música contemporánea (Chion, 1991), como en las artes plásticas. Y este material sonoro representa un punto en común y por ello un interesante vínculo entre ambas disciplinas.

IMG_20181201_180615.jpg
Fotografía: Jaime A. Cornelio Yacaman

Para recrear lo enunciado con respecto a la situación actual del arte sonoro quiero referir un acontecimiento que tuvo lugar del 30 de noviembre al 2 de diciembre, se trata de la presentación de “La escucha errante 2018. Live Electronic Music, Contemporary & Experimental Festival”, organizado por el laboratorio Klem, la Universidad del País Vasco y el Centro Azkuna, a cargo de Mikel Arce, Stefano Scarani y Josep Cerdá. En dicho festival, entre otras cosas, se expuso una muestra de los alumnos de la Universidad del País Vasco, la Universidad de Barcelona y la Universidad Politécnica de Valencia; a través de distintas instalaciones sonoras, performances, objetos sonoros y videos, el alumnado y el profesorado reinterpretaron obras icónicas del arte sonoro, como “Reunion” de J. Cage, “Music for solo performer” de Alvin Lucier, “Pendulum music de Steve Reich”, “Cartas habladas” de Ramón Gómez de la Serna, “Repertoire aus staatstheater” de Mauricio Kagel, entre otras. Dicha exposición fue comisariada por Mikel Arce. Además de la exposición y presentación de los trabajos, también se dieron interesantes charlas y conciertos como muestra de la diversidad de formas en las que se aborda actualmente el sonido en el campo del arte.

IMG_20181130_203406
Fotografía: Jaime A. Cornelio Yacaman

Reinterpretar estas obras, como dice Mikel Arce, es revivirlas, y lo interesante de estas reinterpretaciones es que los alumnos y las alumnas llevan estas prácticas a su propio territorio, expresando así también sus ideas y su visión del mundo, actualizándolas y dándoles continuidad. Es interesante también el hecho de hacerlas resonar en un espacio público como el Centro Azkuna, ya que esto permite generar un acercamiento y un diálogo con la sociedad, invitándole a reflexionar acerca de la importancia del sonido en la vida cotidiana, y que mejor que a través del arte. Por ello, también es un punto de encuentro para los apasionados del tema y, sin duda, una interesante iniciativa que aporta al ámbito de la enseñanza.

IMG_20181201_171746
Fotografía: Jaime A. Cornelio Yacaman

Todo esto nos conduce a pensar el sonido como un fenómeno complejo a través del cual los seres vivos establecen relaciones con el entorno, y en el caso de los seres humanos, éstas se manifiestan a través del arte a lo largo de la historia en las diversas culturas. Como muestra de estos vínculos que se dan de manera activa en la transformación temporal del espacio a través del sonido y para cerrar este artículo; aunque no exista una relación directa con lo que aconteció en “La escucha errante 2018…”; aquí se expone una de las intervenciones sonoras realizadas en 2016 en el Museo Wolf Wostell a cargo de los alumnos y alumnas de grado de la Facultad de Artes de la EHU-UPV, bajo la dirección de Mikel Arce y que se desarrollan dentro de la asignatura “Instalación y espacio sonoro”, ya que, de alguna manera tiene que ver con la propuesta de este festival, como parte de las actividades académicas que se realizan dentro de nuestra facultad y que se puede escuchar en el siguiente enlace:

https://soundcloud.com/larekamaracharlasentrevistasyconversaciones/intervenciones-sonoras-museo-wolf-wostell-malpartida2016

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuentes bibliográficas:

Cage, John. 2002. Silencio: [conferencias y escritos. Madrid: Ardora.

Chion, Michel. 1991. El arte de los sonidos fijados. Madrid: Centro de Creación   Experimental.

Iges, José; Fontán del Junco, Manuel; Maire, José Luis; Alcoz, Albert y Fundación Juan March (eds.). 2016. Escuchar con los ojos: arte sonoro en España, 1961-2016. Madrid: Fundación Juan March y Editorial de Arte y Ciencia.

Iges, José (ed.). 2007. MASE: I Muestra de Arte Sonoro Español. Madrid: Weekend Proms.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s